Se disparan los contagios en Río Grande y vuelven a fase 1 estricta

Se disparan los contagios en Río Grande y vuelven a fase 1 estricta

La curva de contagios de coronavirus se disparó exponencialmente en la ciudad de Río Grande en los últimos días y obligó al gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, a decretar la vuelta a fase 1 estricta de la cuarentena.

La ciudad fueguina registró este domingo 91 casos positivos, el récord de contagios desde el inicio de la pandemia, en un dramático salto de la cifra. Hasta mediados de julio, Tierra del Fuego registraba 200 casos en total y menos de veinte días después ya suma 605.

Mellela y el intendente Martín Pérez anunciaron que la ciudad vuelve a la etapa de aislamiento duro, con la consiguiente suspensión de "toda actividad pública y privada". La medida quedó además plasmada en el DNU de Alberto Fernández que extendió la cuarentena a nivel nacional.

La decisión implica que sólo podrán abrir los comercios esenciales de 10 a 18 horas y las personas de actividades no esenciales podrán circular por la calle según la terminación de las patentes de los vehículos o el DNI. Se extiende también la prohibición de ingreso y salida de la ciudad.

Tierra del Fuego atravesó tres etapas de la pandemia. Fue una de las primeras provincias en adoptar medidas estrictas tras un pico de contagios en Ushuaia, uno de los principales destinos del turismo internacional en el país . Tras controlarlo, la isla estuvo 38 días sin casos hasta principios de julio. Ahora, enfrenta un foco muy fuerte en Río Grande.

Esta nueva ola de contagios se debe principalmente al incumplimiento del aislamiento obligatorio de personas que llegaron a la ciudad desde otras provincias. Un caso es el de una profesor de tenis que incumplió el protocolo y habría contagiado a unas 50 personas. El otro gran motivo son los encuentros sociales sin medidas de prevención.

"El problema no es si alguien vino en avión o por tierra, el problema es cuando no se respeta el protocolo. No es el vecino que vuelve a la provincia o el transportista que con gran sacrificio nos trae la comida o los medicamentos. Si se respetan los protocolos no hay contagios", se quejó Melella el fin de semana. 

El gobernador también dispuso que toda persona que tenga pasaje para volver a la provincia en los vuelos humanitarios (que tienen frecuencia quincenal) no va a poder llegar a Río Grande. Deberá permanecer aislado en un hotel de Ushuaia por 14 días, teniendo que pagar la estadía.

Por otro lado, en Ushuaia y el municipio de Tolhuin (donde el fin de semana se registró el primer caso de coronavirus) también habrá restricciones "preventivas" como la limitación del horario comercial y la prohibición de reuniones sociales.

Fuente: La Política Online

Inicia sesión para enviar comentarios
Subir
Template by JoomlaShine